Fabricantes temen desabasto de autopartes por escasez de gasolina en México



Fecha de publicacion: 16/01/2019

Luego de una semana de desabasto de gasolina, la industria automotriz ya vislumbra posibles afectaciones en su cadena de suministro, desde retrasos en las entregas de componentes y problemas para que los empleados lleguen a las plantas hasta dificultad para entregar los vehículos a los concesionarios.

La industria automotriz trabaja bajo esquemas ‘justo a tiempo’ lo que significa que las plantas prácticamente no manejan inventarios. “Por eso cuando pasa algo que bloquea el transporte de las partes y componentes se pone en riesgo la operación de las plantas”, dijo Eduardo Solís, presidente de las Asociación Mexicana de la Industria Automotriz (AMIA), en conferencia de prensa esta semana.

Los fabricantes de vehículos también podrían tener escasez del combustible que utilizan para el primer llenado de los vehículos en las fábricas. “Nuestros proveedores nos han dicho que están teniendo problemas para el abasto y que hay riesgo de suspender el suministro”, dijo Solís.

“Reconocemos el esfuerzo que hace el gobierno federal para combatir el robo de combustibles a través de los ductos, sin embargo, si el desabasto continúa podría tener un efecto nocivo para la industria”, dijo Solís. “Hemos solicitado al gobierno federal una urgente atención para no tener una crisis de mayor tamaño”.

Guillermo Rosales, director adjunto de la Asociación Mexicana de Distribuidores de Automotores (AMDA), dijo que algunos distribuidores en Michoacán están teniendo dificultades para entregar los vehículos a los clientes finales debido a que no tienen gasolina para llenar los tanques.

El presidente Andrés Manuel López Obrador, quien asumió el cargo el 1 de diciembre, ha impulsado una nueva política contra el robo de combustible. En consecuencia se han modificado los esquemas tradicionales de logística y distribución del producto, sustituyéndose el transporte de la gasolina y diésel vía ducto por el transporte terrestre.

Esto ocasionó desabasto de combustible desde el lunes en al menos siete estados: Michoacán, Estado de México, Jalisco, Michoacán, Zacatecas, Hidalgo y Ciudad de México. En algunas estaciones de servicio, se ha racionado la venta de combustible a 10 o 15 litros por vehículo, esto como una medida para que más automovilistas puedan acceder a la gasolina.

Impulso a híbridos y eléctricos
La dificultad que están enfrentando los clientes para llenar sus tanques de gasolina pone nuevamente los reflectores sobre los modelos híbridos, que consumen menos combustible, y los eléctricos, que no lo necesitan.

“Quienes utilizan un vehículo híbrido o eléctrico ahora están viendo las ventajas de estas tecnologías. Estimamos que [el desabasto de combustible] será un estímulo adicional para la adquisición de este tipo de modelos”, dijo Rosales.

El directivo enfatizó que hoy hay una mayor oferta de unidades híbridas y eléctricas y con precios más accesibles.

“Hace 10 años la diferencia entre un modelo híbrido y su homólogo de combustión interna era de 40 por ciento, hoy en día es de 20 por ciento”, dijo Rosales. “Consideramos que 2019 será un buen año para este tipo de vehículos”, añadió.

Los modelos híbridos y eléctricos representan menos del uno por ciento de las ventas totales de autos nuevos.

Fuente: AutoNews México